miércoles, 14 de abril de 2010

Por la boca muere el pez


Una curiosa y divertida anécdota de la escritora Lucia Echevarria, que quiso dárselas de culta y perdió una magnifica ocasión de quedarse calladita.

3 comentarios:

Nikkita dijo...

Este patito ha estado sembrado de nuevo on la entrada :), no la viene nada mal a la sra. Echevarría que de vez en cuando le hagan comentarios de este estilo.
Besos, grandes, Nela.

Oskar dijo...

ACEITUNO, JA JE JI JO JU

fiaris alfabeta dijo...

niña muy bueno pero que le ha pasado al blog donde esta el patito???besos